Día Internacional de las Familias 15 de mayo

0124 FAMILIA copia

El Día Internacional de las Familias se crea para concientizar sobre el papel fundamental de las familias en la educación de los hijos desde la primera infancia, y las oportunidades de aprendizaje permanente que existen para los niños y las niñas y los jóvenes.

0125 familia

A pesar de que el concepto de familia se ha transformado en las últimas décadas, evolucionando de acuerdo a las tendencias mundiales y los cambios demográficos, las Naciones Unidas consideran que la familia constituye la unidad básica de la sociedad. En este contexto, el Día Internacional de las Familias nos da la oportunidad de reconocer, identificar y analizar cuestiones sociales, económicas y demográficas que afectan a su desarrollo y evolución. Por este motivo, para celebrar este día se organizan actividades, tales como talleres, conferencias, programas de radio y televisión, entre otros, con el objetivo de fomentar y favorecer el mantenimiento y la mejora de la unidad familiar.

Ver documento completONU

LA FAMILIA EN EL CATECISMO DE LA IGLESIA CATÓLICA

Matrimonio y familia en el plan de Dios

Uno de los grandes desafíos de los últimos tiempos, es el intento, en sociedades secularizadas, de cambiar las leyes que, durante siglos, incluso milenios, han reconocido el plan de Dios para el matrimonio y la familia como se presenta en el orden de la Creación, y que constituye un patrimonio común para toda la humanidad gobernada por la ley natural.

Este hecho viene confirmado por la revelación que Dios hizo sobre la creación, el matrimonio y la familia, desde los primeros capítulos del libro del Génesis, al inicio de la Biblia. Allí leemos: "creó, pues, Dios al ser humano a imagen suya, a imagen de Dios le creó, hombre y mujer los creó. Y los bendijo Dios, y les dijo: «Sed fecundos y multiplicaos y henchid la tierra y sometedla»" (Génesis 1, 26-28). Y en otro sitio leemos: "por eso deja el hombre a su padre y a su madre y se une a su mujer, y se hacen una sola carne" (Génesis 2, 24).

He aquí la base de la enseñanza de la Iglesia que el Catecismo presenta citando al Concilio Vaticano II: "el mismo Dios es el autor del matrimonio".[8] El Catecismo llega a decir, "la vocación al matrimonio se inscribe en la naturaleza misma del hombre y de la mujer, según salieron de la mano del Creador".[9] Y más adelante dice, "Al crear al hombre y a la mujer, Dios instituyó la familia humana y la dotó de su constitución fundamental".[10]

Por esta razón la Iglesia ha enseñado siempre la importancia de la familia como la unidad fundamental de la estructura de la sociedad: "La autoridad, la estabilidad y la vida de relación en el seno de la familia constituyen los fundamentos de la libertad, de la seguridad, de la fraternidad en el seno de la sociedad".[11] Por lo tanto, debido a que la familia "es anterior a todo reconocimiento por la autoridad pública; se impone a ella".[12] Porque el matrimonio y la familia tienen su base en el orden creado, confirmado por la Revelación explícita de Dios, la Iglesia se opone necesariamente a la aprobación de leyes humanas que abandonen o anulen este orden, tales como el caso de las leyes que reconocen los "matrimonios" entre personas del mismo sexo o también los "matrimonios" polígamos. Las leyes humanas y las decisiones judiciales que no respeten esta enseñanza fundamental inmutable son contrarias a la ley de Dios, y deben ser consideradas, con toda razón, injustas.

Por eso el Catecismo dice que ya que la familia es una "comunión de personas", es "reflejo e imagen de la comunión del Padre y del Hijo en el Espíritu Santo."

Ver documento completo

Por el Cardenal William J. Levada
Prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe
Congreso Teológico-pastoral internacional sobre la familia

<< Volver al Inicio

Congregación de Nuestra Señora de la Caridad del Buen Pastor - Todos los derechos reservados 2012 Carrera 22 Nº 47-40
Intranet - Tel Comunidad: 269 2761 Tel Fundación El Buen Pastor: 269 34 75, Celular: 317 426 7460 - Contáctenos